Lo que todo padre de un músico debe conocer
  • Muchos niños tienen clases de música en los días de hoy, y no es de extrañar. Las clases de música proporcionan decenas de beneficios probados. Un estudio de 10 años en la Universidad de California indica que los alumnos que estudian música alcanzan puntuaciones más altas, a pesar de las diferencias de su situación económica. Alumnos de enseñanza secundaria que participaron en la banda o orquesta relataron las menores tasas de abuso de sustancias. Además, aquí está una buena noticia: Departamentos admite ver la participación en la música como un factor importante en la toma de decisiones en relación a la admisión.

  • Eso es sólo el comienzo. Las clases de música enseñan que el trabajo duro trae recompensas. Aprender a hacer algo bien es la clave para una autoestima sana. La capacidad de buscar la excelencia en una habilidad, en vez de contentarse con el mínimo, beneficiará a una persona de muchas maneras. Desarrollar el amor por la música presta refinamiento a la vida y va a mejorar y profundizar la experiencia de vida para toda la existencia de una persona.

  • La investigación también muestra que los niños que estudian música se salen mejor en matemáticas. Mientras que los dos temas pueden parecer muy diferentes, el estudio de la música aparece para ordenar la mente, ayudar en la concentración y comprender conceptos complejos. Sólo escuchar música clásica ya proporciona algunos de estos beneficios.

  • Con el fin de proporcionar esto, los padres están inscribiendo a sus hijos en las clases de música en masa. Además de pagar la tasa de matrícula, ¿qué más los padres pueden hacer para obtener el máximo de clases de música? Aquí hay algunas cosas que todos los padres deben saber:

  • Saber cuando empezar

  • Aunque los niños pueden empezar a tomar clases de música en una edad extraordinariamente joven, la atención de cada niño es diferente. Espera para comenzar las lecciones de música cuando el niño pueda concentrarse en una sola tarea durante al menos quince minutos. Tenga en cuenta que los niños pueden realizar fácilmente tareas cuando se dividen en segmentos, empezando con 15 minutos y aumentando gradualmente.

  • Sea alentador

  • Ayude a su hijo a entender que, mientras que están generalmente animados para empezar, pronto la novedad se va desgastando y se convertirá en un trabajo. ¡Eso no es una mala cosa! Ayúdeles a percibir que cualquier habilidad significativa requiere dedicación y esfuerzo, ya sea baloncesto, ballet o piano.

  • Tenga expectativas claras

  • Los niños deben saber que inscribirse para clases de música requiere un compromiso con la práctica. Se compromete a pagar las mensualidades y, a cambio, se comprometen a practicar. Incluso las sesiones cortas son eficaces y consistentes. Las sesiones de entrenamiento cortas son mejores para los niños.

  • Ayude a su hijo a percibir que no todo lo que vale la pena es emocionante en cada momento. Todas las cosas requieren esfuerzo, habrá momentos en que parecerá difícil, aburrido, o no tan divertido como salir con los amigos. Si persevera, su habilidad en el instrumento va a aumentar hasta el punto donde la creación de música se convertirá en una alegría en su vida.

  • Pregunte a cualquier profesor de música y ellos van a decir que un número incontable de personas abandonan las clases en los momentos difíciles, antes de que lleguen al punto en que tocar se vuelve más agradable. A menudo se arrepiente. Sabiendo que la parte difícil está por venir, usted puede prepararse mejor para ayudarle. Aquí hay algunas ideas:

    • Tenga canciones "divertidas" disponibles para que los niños jueguen mientras se realiza la práctica regular.

    • Deje a los niños mantener el control de su propio tiempo practicando con un cronómetro y un calendario. Menos irritante = padres más felices = niños más pequeños feliz.Proporcione una porción de aliento y elogios. Tal vez pueda haber un tratamiento especial cuando una meta se practica completamente, o cierto nivel se alcanza. Hable acerca de cuánto mejoraron en comparación con el tiempo en que empezaron. Vendo y comentando el progreso siempre ayuda a la motivación.

    • Sea el mayor fan de sus hijos cuando realicen una presentación por más simple que sea.

    • Todo trabajo arduo, tanto por parte de los padres y por parte del niño, puede resultar en una vida de placer.

  • traducido y adaptado por

  • en, Jaguaraci N. Santos

  • del original
  • en, What every musician's parent should know

  • , de
  • Margot Hovley

  • .