9 Maneras eficientes de castigar a sus hijos de maneras no crueles
  • Todos los niños, en el auge de su infancia, tienden a preparar algunas moléculas. Algunas veces no respetan las órdenes dadas por sus padres, otras crean tanto lío con sus juguetes que es imposible mirar y no hablar nada. Y aún algunas veces pelean con sus hermanos en peleas que parecen interminables.

  • Corresponde a los padres en este momento interferir y educar a sus hijos para que puedan aprender a comportarse correctamente y cambiar sus instintos. Muchos de nosotros, tal vez, ya hemos pasado por situaciones semejantes a ésta mientras todavía éramos niños y la forma en que aprendimos que aquello era erróneo puede no ser la más adecuada.

  • Antiguamente castigos dolorosos, además de pequeños tapas, servían como forma de mostrar a los hijos que los padres estaban al mando. Hoy, afortunadamente, sabemos que hay otras maneras de enseñarles a tener un buen comportamiento.

  • Lea: 7 maneras de disciplinar a los niños sin golpear

  • 1. Pida que se abracen

  • Cuando la pelea es con los hermanos una buena forma de mostrar que el amor entre ellos debe ser mayor que cualquier desacuerdo es pedir que se abracen y se queden así hasta sentirse en paz normalmente. A menudo este tipo de castigo acaba en buenas risas y la paz vuelve a reinar.

  • 2. Quédense de la mano

  • Otra forma de enseñar a los hermanos a respetar y parar con las peleas es dejarlos de la mano por un tiempo determinado. Durante este período no vale soltar las manos, pues si así lo hacen el tiempo aumentarán, siendo así, harán todo juntos y podrán incluso ayudarse una vez que una de las manos esté ocupada.

  • 3. Redacción

  • Usted puede proveer un cuaderno para cada uno de sus hijos y cada desentendimiento dentro de casa solicitar que escriban una redacción explicando por qué no deben actuar de esa forma. A través de estos textos sus hijos podrán exponer sus sentimientos de forma más abierta y eso les facilitará a los padres comprenderlos.

  • 4. Trabajo comunitario

  • A cada desacuerdo o disputa usted puede solicitar que presten ayuda comunitaria como forma de recompensar el error cometido. Cortar la hierba del vecino, ayudar a alguien con necesidad u otras cosas posibles.

  • Lea: Cómo participar en proyectos sociales de voluntariado

  • 5. Cuadro de meso

  • Cree un cuadro con las tareas de cada uno de sus hijos y deje expuesto en algún lugar de la casa. Explique a ellos que cada tarea completa vale un punto para la recepción de la mesada al término de aquel mes. Para cada pelea o desentendimiento el punto no será añadido y de esta forma implicará en descuento en la mesada.

  • 6. Actividades de ocio

  • Usted puede estipular como castigo por el mal comportamiento días sin practicar la actividad de ocio que tanto les gusta. Vale la bicicleta, el fútbol con los amigos o el videojuego. Lo importante es que usted estipule el plazo y cumpla con él.

  • 7. Tiempo sin celular

  • Para los más viejos un castigo bastante sentida es un tiempo sin el teléfono celular que ellos tanto usan. Así como las actividades de ocio, es importante que usted retire el aparato y guarde en un lugar que no sepa y sólo devuelva después de haber terminado el período combinado.

  • 8. Tareas del hogar

  • Es extremadamente sano que los niños, desde pequeñas, tengan sus propias tareas dentro de casa para así aprender sobre responsabilidades. Usted puede, en casos de mal comportamiento, añadir tareas en sus responsabilidades durante un período determinado.

  • 9. Día sin juguete

  • Los niños menores diariamente juegan con sus juguetes favoritos, en aquellos días en que se comportan de forma equivocada usted puede retirar los juguetes para que durante ese día no jueguen con él.

  • Las agresiones verbales y físicas pueden causar daños a los pequeños, ésta no es la forma correcta de educar a los niños. Ciertamente usted conseguirá que aprendan y sean educadas usando de otras formas creativas para enseñarlas.

  • Lea también: 5 técnicas básicas para educar bien a un niño