6 Puntos importantes para preparar una luna de miel romántica y sin sorpresas desagradables
  • Al organizar un matrimonio, los novios deben tener en cuenta no sólo la ceremonia y la fiesta, sino también la luna de miel. Esta última exige preparativos anticipados y muy bien pensados ​​para que, a la hora de viajar, no haya sorpresas desagradables. Por eso, separamos algunos consejos que pueden ayudarles en ese aspecto.

    1. Deciden posibles destinos que gusten a ambos.

    2. Póngase en contacto con al menos tres agencias de viajes diferentes para comparar precios. Usted también puede llamar directamente al hotel ya la compañía aérea, ya que los valores pueden tener más en cuenta que los paquetes de las agencias.

    3. Recuerde prestar atención a todos los servicios incluidos en el paquete antes de firmar el contrato. Hay lugares que parecen ser más baratos que otros, a pesar de tener un alojamiento mejor, pero lo hacen por no servir comidas, por ejemplo - y ustedes tendrán gastos extras con alimentación.

    4. Para que la luna de miel de ustedes sea muy romántica, opten por hoteles cuyos servicios se dirigen a parejas y no a familias; las habitaciones son amplias (para los días en que salir de allí es menos atractivo que quedarse) y los servicios son impecables (comer y beber en la habitación pueden ser cosas muy buenas!).

    5. Si usted informa al establecimiento que se trata de un viaje de luna de miel, además de un posible descuento relativo a paquetes especiales, ustedes pueden ser recibidos con sorpresas bien legales. La mayoría de los hoteles tienen estos servicios hoy en día.

    6. Busquen elegir un lugar de destino que haya sido indicado por alguien, pues si fiarse sólo en la percepción de agentes de viaje o en imágenes de los sitios de los hoteles no suele funcionar.

  • Recuerden que una luna de miel romántica es aquella en que la pareja se siente a gusto para quedarse en constante conmemoración. Para eso, ustedes deben elegir todo juntos, aunque las decisiones finales sean tomadas por sólo uno de los novios. Aproveche este viaje para conocerse aún más y para descansar, pues en la vuelta tendrán muchos regalos para abrir y una vida nueva para empezar. ¡Buen provecho y felicidad a los novios!