10 Reglas para el uso del coche cuando su hijo toma la licencia de conducir
  • Su hijo ha conseguido su licencia de conducir y va a usar el coche de los padres. Algunos consejos de reglas para que todos salieran beneficiados.

  • Su hijo cumplió 18 años y está súper feliz porque consiguió su licencia de conducir después de mucho esfuerzo, práctica, tiempo y dinero gastado con autoescola, tasas, exámenes, curso, etc.

  • Él no ve la hora de salir con los amigos y experimentar un poco de la libertad que necesita.

  • Por otro lado, usted está preocupado y aprehensivo. Al final, con 18 años todavía es un adolescente. ¿Y ahora?

  • Si su hijo aún no ha podido comprar su propio coche, va a usar el suyo cuando lo necesite. Usted tiene opciones:

    • No dejar. Lo que puede traer problemas para el propio adolescente más tarde al perder la práctica de conducir, y también ayudarle cuando usted no puede salir.

    • Hacer que comprar el propio coche. A menos que tenga dinero para comprar a la vista, o sea un coche ya pagado, de la familia, la mayoría de los adolescentes que poseen su propio coche trabajan más de 20 horas por semana sólo para pagarlo, y son los mismos que duermen en la clase, retrasan trabajos escolares y también duermen en el volante causando accidentes.

    • Dejar. La mejor opción, pero que es necesario poner unas reglas para que todo suceda de la mejor forma, como:

    • Determinar horarios que el coche estará disponible para que su hijo lo use.

    • ¿Quién va a pagar por la gasolina?

    • ¿Quién es responsable del mantenimiento del coche?

    • Multas deben ser pagadas por las personas que las consiguieron, además de los padres implantar la suspensión de los derechos de conducir por un tiempo.

    • El coche no podrá ser prestado a nadie, así como no se debe prestar el coche de nadie.

    • Su hijo tiene que pedir para usar cada vez que lo necesite y decir dónde va, y cuánto tiempo tardará.

    • Jamás beber y conducir, so pena de perder derechos de conducir, además de los problemas legales en casos de problemas como accidentes, etc.

    • Jamás "text" (enviar mensajes de texto a través del teléfono) mientras conduce. Hágalo firmar un contrato entre usted y él, si es necesario, de modo que él promete que no lo hará.

    • Dejar claro a él que probablemente no puede pagar los gastos del coche solo, y que usted puede ayudarle siempre que cumpla las reglas y haga lo mejor posible para que esto no sea un problema.

    • Cada vez que vaya al mecánico, sea para cambiar el aceite, hacer algún arreglo o cualquier otra cosa, llévelo junto para que él vaya aprendiendo cómo cuidar de un coche, y también tenga noción del gasto embutido.

  • Asegúrese de que el coche es seguro para su hijo de conducir, que tenga una relación de confianza con él en todos los sentidos, que obedezca horarios y condiciones y que aprenda a ser responsable del uso del coche. Así todos podrán salir ganando.