10 Preguntas a considerar antes de tener hijos
  • La duda de muchas parejas, actualmente, es sobre cuál es la mejor hora para tener hijos. El hecho es, que si existe el momento adecuado para eso, tiene que ser fruto de una planificación de los padres, ya que para cada pareja es una realidad diferente. Así, si usted y su marido están pensando en la posibilidad de aumentar la familia, echar un vistazo a estas 10 preguntas que deben ser consideradas antes de tener un hijo.

  • 1. ¿Sabes por qué quieres ser madre?

  • Varios son los motivos por los que una mujer quiere tener un hijo, pero se atenta a algunas trampas. Hijo no resuelve ninguna situación en su vida, al contrario, muchas veces ellos crean obstáculos que sólo la voluntad real de ser madre puede superar. Entonces si quieres tener hijos para mejorar tu matrimonio o para disminuir tu soledad, repítala esa decisión.

  • Lea: Nunca pensé que quisiera hijos, pero nací para ser madre

  • 2. ¿Está usted dispuesta a ver su rutina cambiar completamente?

  • Que un hijo implica en diversos cambios en la vida de los padres, todo el mundo lo sabe. Pero usted ya ha parado para pensar en los cambios pequeños, pero profundos, que eso puede acarrear? Esté preparada para renunciar a una noche entera de sueño o de despertar más tarde el domingo. Recuerde, que principalmente al principio su tiempo va a estar directamente conectado a las necesidades de su hijo, entonces nada de baños muy largos, cine, o aún más simple, sepa que usted no podrá pasar mucho maquillaje o perfume. Es claro que todo sacrificio vale la pena, siempre y cuando usted sepa que son necesarios. 3. ¿Está preparada para tener algunas libertades provisionalmente limitadas?

  • Algunas personas tienen el espíritu más aventurero. A ellos les gusta arreglar la maleta y salir sin destino, de programas que dejen la adrenalina en su nivel más alto, o no se aburren de una fiesta de fiesta el fin de semana. Cuando se tiene un hijo, principalmente en los primeros meses, momento en que él todavía depende totalmente de los padres, esos programas tendrán que ser repensados. No es necesario renunciar a todo, mucho menos para el resto de la vida, pero es necesario que haya una reorganización. 4. ¿Está usted cuidando de sí misma?

  • El cambio en la vida de una mujer cuando ella decide tener un hijo es enorme. Por eso, cuando usted decide que ha llegado la hora de tener un hijo es importante tener algunos cuidados especiales con su salud. Su alimentación tiene que ser la más equilibrada posible, pero además de los cuidados con la salud física, no se puede olvidar los cuidados con la salud emocional. Mantenga sus sentimientos organizados, pues, el embarazo que no tenga un soporte emocional puede generar una depresión que va a requerir cuidados posteriores. 5. ¿Estás preparada para escuchar innumerables opiniones y mantener la tuya?

  • Si el asunto es estar embarazada, o hijo pequeño, todo el mundo tiene una opinión sobre lo que es mejor hacer en cada situación, pero si usted va a oír todo, seguramente se volverá loco. Recuerde que ninguna situación es exactamente igual a la otra. Tenemos que tener conciencia de que estamos haciendo lo mejor posible, y, siempre que vengan las dudas, buscar por su médico, después de todo, va a ser la persona más indicada para ayudarle.

  • Lea: 10 frases que usted nunca debe decir a una embarazada

  • 6. ¿Usted tiene conciencia de que la intimidad entre usted y su marido va a disminuir?

  • Un niño requiere tiempo y dedicación, y por eso, ciertamente cuando usted no está ocupada con su hijo, usted estará cansado. Con eso, en sus horas libres, su último pensamiento será el de seducir a su marido, hasta porque usted querrá aprovechar cada segundo para descansar. Por supuesto que esta fase no va y no puede durar para siempre, es sólo una adaptación inicial para la cual usted tiene que prepararse.

  • 7. ¿La voluntad de tener hijos es de la pareja o sólo de uno de los cónyuges?

  • Que un niño trae innumerables beneficios para el matrimonio, no tenemos dudas. Sin embargo, también puede generar algunas dificultades para la pareja, principalmente cuando una de las partes no desea. Al final, a pesar de las alegrías de la maternidad, otros planes de los cónyuges necesitarán ser postergados. 8. ¿Está preparada financieramente para ello?

  • Es necesario que los futuros papeles tengan conciencia de que un niño genera grandes gastos. Por eso, si la pareja no quiere crear deudas futuras es importante hacer una planificación financiera. 9. ¿Sabes que por un momento tu carrera va a estancarse?

  • Al definir tener un hijo, la futura mamá necesita entender que, por un período, su vida profesional va a caminar a ritmo más lento, ya que su prioridad será el bebé. La licencia gestante, las visitas al médico, son hechos que no van a posibilitar mantener el mismo ritmo en el trabajo, aunque esa sea su voluntad.

  • Lea: Querida madre que trabaja

  • 10. ¿Está preparada para lo inesperado?

  • Cuando decidimos tener un hijo pensamos en cada detalle. Hacemos proyecciones sobre cómo cada cosa tiene que suceder, sin embargo, no se olvide que es prácticamente imposible que todo ocurra exactamente como lo planeado. Por tratarse de una nueva vida, esté preparada para los cambios que sus planes pueden sufrir.

  • Es importante saber que un hijo trae muchas alegrías, pero también algunas privaciones. Por eso, la pareja debe conversar juntos para elegir sobre la definición de los hijos.