10 Razones bíblicas para mantener la pureza sexual hasta la boda
  • Durante toda la historia del mundo, la sexualidad siempre ha sido un tema central. Mientras existían culturas que veían el acto sexual como algo sagrado, existían otras que, por el contrario, veían ese acto con ligereza, promoviendo hasta la promiscuidad.

  • Hoy en día la sociedad promueve la idea de que primero debemos experimentar antes de hacer un compromiso. También existe el concepto de que la boda es algo del pasado y, como dice la música, all you need is love. El problema es que, a pesar de que el mundo enseña eso, lo que vemos es cada vez más familias deshechas, menos matrimonio y más divorcios.

  • Lea también: El papel del sexo y del matrimonio en la visión de Dios
  • ¿Qué dicen entonces las escrituras sobre por qué no tener intimidad sexual antes del matrimonio? 1. Dios nos dice claramente para no tener relaciones sexuales fuera de los lazos del matrimonio. El séptimo, de los diez mandamientos de Dios, afirma que no debemos tener relaciones sexuales con nadie más que nuestro cónyuge. Con el cumplimiento de los mandamientos, el Señor nos promete que seremos bendecidos, como enseña en Deuteronomio 28: 1-3: "¿Y si oír la voz de Jehová tu Dios, teniendo cuidado de guardar todos sus mandamientos que yo hoy te mando, el SEÑOR tu Dios te exaltará sobre todas las naciones de la tierra, y todas estas bendiciones vendrán sobre ti y te alcanzará cuando oigas la voz del Señor tu Dios: Bendito serás en la ciudad, y bendito serás en el campo.

  • Castidad antes y durante el matrimonio

  • 2. No vamos a perder la bendición de la noche de la boda

  • Hay algo muy especial en la primera noche de una pareja. A pesar de todo el nerviosismo es en este momento que, después de haber hecho un compromiso ante Dios de que iban a amarse para siempre, la pareja se convertirá en una sola carne. Además de la unión física existirá también una unión espiritual que no se observa fuera de los lazos del matrimonio.I Corintios 6:16 enseña:

  • "porque serán (...) dos en una sola carne"
  • . Unidos en propósito, en un amor y compromiso bendecidos por el Señor. 3.- Nosotros seremos espiritualmente más fuertes

  • Romanos 8: 8 y 13 enseña: "Por lo tanto, los que están en la carne no pueden agradar a Dios (...) Porque si vivimos según la carne, moriréis, pero si por el Espíritu mortificáis las obras del cuerpo, viviréis.Debemos ejercer disciplina sobre nuestros deseos carnales. Sólo porque algo nos da placer no significa que es algo bueno y que debemos hacer. Cuando nos dejamos llevar por las cosas carnales entonces nuestro Espíritu se vuelve más débil. Cuando buscamos cumplir la voluntad del Señor entonces nuestro Espíritu se vuelve fuerte. 4. Nosotros seremos físicamente más sanos. El acto sexual de forma promiscua y descuidada puede acabar en graves problemas de salud. A pesar de toda la información que existe hoy en día, el número de personas infectadas por enfermedades de transmisión sexual siempre está aumentando.

  • 1 Corintios 6:18 alerta a " [huir] del pecado sexual. Todo pecado que el hombre comete es fuera del cuerpo, pero lo que fornica peca contra su propio cuerpo.La ciencia comprueba: La castidad preserva su salud física y psicológica

  • 5. Nosotros seremos emocionalmente más sanos. Una de las razones por las cuales el Señor nos ordena honrar los lazos del matrimonio y mantenerse puros antes del matrimonio tiene que ver con el peso del matrimonio, pasado. Las memorias del pasado, las cicatrices emocionales, las imágenes y las memorias indeseables, pueden hacer que nuestros pensamientos sean más pesados ​​y menos puros. El Señor puede perdonar nuestros errores del pasado, pero el peso de la culpa puede demorar a desaparecer.

  • En Hebreos 13: 4, se enseña "Venerado sea entre todos el matrimonio y el lecho sin mancha, pero a los que se dan a la fornicación, ya los adúlteros, Dios los juzgará. 6. Nosotros demostramos respeto por el bienestar de quien amamos

  • Si ponemos el bienestar de quien amamos delante de nuestros propios deseos; cuando observamos que el bienestar y el valor espiritual vienen en primer lugar, entonces vamos a ser obligados a esperar por la boda.

  • Nosotros, como Dios, vamos a desear lo mejor para quien amamos. "Y andad en amor, como también Cristo os amó, y se entregó a sí mismo por nosotros, en oferta y sacrificio a Dios, en olor suave."

  • Efesios 5: 2

  • 7. La espera es una prueba al amor verdaderoEl amor es paciencia. La prisa para el acercamiento sexual no está relacionada con el amor, sino con el deseo carnal y pasión. La verdadera prueba al amor es cuando deseamos primero hacer un compromiso serio antes de donar todo lo que decimos amar. 8. Nosotros no tendremos que lidiar con consecuencias negativas.

  • Todo pecado trae sus consecuencias y algunas de ellas pueden ser realmente devastadoras. Un embarazo fuera de los lazos del matrimonio, hoy en día, lleva a que muchas mujeres, y muchachas, decidan terminar su embarazo - lo que trae consecuencias graves para su propio cuerpo y hasta puede condicionar su futuro si desea quedar embarazada. El peso de una relación que terminó, y donde se dio todo, también deja su peso. Hebreos 12: 1 afirma que debemos apartarnos de todo pecado que nos rodea.
  • 9. Nosotros mantendremos nuestro testimonio cristiano intacto

  • No podemos ser un buen ejemplo sobre vivir el evangelio cuando rompemos los mandamientos de Dios. I Timoteo 4:12 afirma que "[debemos] ser un ejemplo de los fieles, en la palabra, en el trato, en el amor, en el espíritu, en la fe, en la pureza.

  • Cuando pecamos perdimos parte de nuestra luz. Los 7 pecados capitales en el matrimonio

  • 10. Nosotros no nos dejamos guiar por menos que la voluntad perfecta del Señor. La voluntad del Señor es clara y cuando elegimos no obedecer nosotros elegimos algo menor. El acto sexual fuera de los lazos del matrimonio es contra la voluntad de Dios y, cuando lo hacemos deliberadamente, nos estamos alejando de nosotros.

  • Él desea bendecirnos, pero eso sólo sucede cuando vivimos de toda la palabra que sale de la boca del Señor.